lunes, 3 de noviembre de 2014

La Trinidad, según la cenuítica


Antiguamente, cuando alguien a quien le gustaba la espiritualidad y daba una charla acerca de su afición, se referia siempre a unos puntos basicos en los que todos los estudiosos de la espiritualidad coincidian, fuesen de la religion que fuesen.

Esos puntos basicos y comunes a todos son:

1- El Creador

2- La creación

3- El Espiritu Santo

El Creador, porque cualquier ser espiritual cree en un Creador.

La creación, porque es el evidente mundo o universo material en el que estamos, el cual es la obra del Creador.

Y el Espiritu Santo es la inspiracion que a cualquiera en un momento dado nos puede llevar a intentar comprender estas cosas espirituales acerca del Creador y su obra: la creación.

Así que en el pasado, cualquier individuo que hablase de espiritualidad a otro, de una u otra manera, o bien con estos o con otros nombres... terminaba siempre por nombrar estos 3 puntos del Creador, la creacion y el Espiritu Santo,... y despues en torno a ellos y sobre ellos construia su oratoria, ordenaba y distribuia sus enseñanzas espirituales para poder presentarla ante los oyentes.

Para poder mostrar mejor como podria haber sido una charla espiritual en el pasado, voy a personificar al individuo que da la charla acerca de espiritualidad:

´... Hola, queridos amigos y publico asistente, voy a seguir exponiendo ante vosotros las enseñanzas del espiritu.

Existe un Creador de todo cuanto existe, y ese Creador es un Padre de todo y de todos, que nos cuida y protege a todo y a todos continuamente.
Creer en el es lo mejor para la salud, de todos y de todo.

Ese Creador es el que ha hecho el mundo y universo en el que estamos.

Por eso el universo con todas las cosas y seres que lo pueblan es el Hijo del Creador.

Cualquier persona que desea ser espiritual debe de tener en cuenta esos dos importantes personajes: el Padre y el Hijo.
El Padre es el Creador y el Hijo es su obra: el universo.

Cuando observamos la naturaleza y la armonia del universo, nos damos cuenta de que el Creador que lo ha hecho es un Padre perfecto.
Y entonces vemos que las enseñanzas de perfeccion del Creador llegan a nosotros a traves de su obra que es el universo, es decir, a traves de su Hijo.

Es decir, que el Hijo del Padre Creador, o sea, el universo,... nos trasmite las enseñanzas de su Creador,... y la inspiración o deseo de aprender las cosas que el Creador nos enseña.

Ese espiritu o deseo de aprender las enseñanzas del Creador que éste nos transmite al observar la armonia de su obra, (la creación. el universo...)... es un deseo que nace dentro de nosotros, y a la vez es una inspiración, un espiritu que nos lleva a la comprensión de la obra del Creador,... y por lo tanto nos lleva hacia Él, hacia el Creador,... hacia el Padre.

El Espiritu Santo no nos llega via externa, sino que aparece en un momento dado dentro de nosotros, y nos produce el fuerte deseo de aprender lo que el Padre nos enseña a traves de su obra, es decir de la creación.
 O sea, aprender lo que nos enseña a traves del universo,... es decir, lo que nos enseña a traves de su Hijo,... ya que la creacion, el universo,... es su Hijo, el Hijo del Padre Creador, a traves del cual el Padre Creador nos transmite sus enseñanzas,... a traves de su Hijo.

Cuando comprendemos las cosas que el Padre Creador nos enseña a traves de su Hijo (la creación, el universo...)... nos sentimos muy bien, pues nos invade una gran paz,... es decir que alcanzamos a nuestro Padre y a su paz, pues hemos llegado a él a traves de  su Hijo (su creacion, el universo...) y de  sus enseñanzas, las enseñanzas del Padre, que su Hijo, la creación, nos ha transmitido.

Por eso os digo que si quereis llegar al Padre (a su paz...) debeis de seguir al Hijo,...estudiar las enseñanzas que el Padre os transmite a traves del Hijo.

Pues de verdad os digo que nadie llega al Padre si no es a traves del Hijo.

Es decir, que si quereis alcanzar la paz del final de vuestra meditación en la que intentais comprender las cosas del universo,... es decir, si quereis llegar al Padre en cada una de vuestras meditaciones,... o sea,... si quereis llegar al Padre,... tendreis que vivir en armonia con el Hijo, es decir, con el universo o creacion a traves de la cual el Creador, o Padre,... os transmite sus enseñanzas.

Pues no podreis llegar al Padre (al final glorioso de vuestra meditación y a su consecuente paz) si no es a traves del Hijo...`

Voy a dirigirme hacia ti, lector, del mismo modo que el supuesto ser espiritual del pasado que he personificado en las anteriores lineas: 

`... En este momento en el que tú, lector, estas leyendo estas palabras que escribo,... en ti está el Espiritu Santo,... porqué eres tú el que está interasado en aprender estas cosas acerca de la espiritualidad, y por eso las estas leyendo.
Es decir que tú eres el Espiritu Santo.

Y en este momento en el que lees estas palabras, yo soy el Hijo, porque soy el que te transmite estas enseñanzas.
Soy el representante del universo ante ti, soy la voz de tu exterior, la otra persona, el otro, el projimo,... y por lo tanto soy el universo, la creación,... y como tal soy el Hijo del Creador, del Padre,... soy el que te transmite sus enseñanzas para hacerte llegar hasta Él.

Por eso, si tu crees en mi, en el Hijo, y me escuchas, y aprendes lo que digo, yo te llevaré al Padre,... pero si no me escuchas y no me atiendes tal como yo te atiendo, si no me amas tal como yo te amo,... entonces no te podré llevar al Padre, y tampoco podras llegar al Padre por otro camino, porque yo soy el Hijo de Dios (del Creador..) y solo puedes llegar a Dios (al Padre...) a traves de mi...`

Espero que nadie se lie con lo que estoy diciendo

Yo no soy el unico y exlusivo Hijo de Dios ante todos,... y Jesucristo y otros maestros espirituales del pasado tampoco han dicho nunca que lo fuesen.

Cuando un maestro espiritual del pasado decia a sus oyentes que él era el Hijo de Dios... se estaba refiriendo solo a ese momento exclusivo en el que les hablaba, es decir, que él era el Hijo de Dios tan solo mientras les hablaba,... por lo siguiente:

Para los oyentes, quien en ese momento les está hablando, es la personificacion del exterior, de lo que les rodea, es decir, del mundo, del universo,... de la creación, y por lo tanto en ese momento el orador es el Hijo de Dios (del Creador), pues es la representacion o personificacion del entorno, y el entorno es el universo, y el universo es la creación, y la creacion es la obra del Creador, y por lo tanto es la hija del Creador,.. el universo es el Hijo del Creador,... y por eso el que les habla, y solo durante el momento en el que les está hablando... es el Hijo del Creador,... el Hijo de Dios,... en quien sus oyentes deben de creer para poder llegar al Padre,... pues en ese momento,... solo en ese momento... (y no siempre..) solo se llega al Padre a traves de él, del Hijo del Padre,... es decir... de quien les está hablando.

Es decir, que en este momento en el que escribo estas frases, yo soy para ti el Hijo de Dios,... tu eres el Espiritu Santo (el que intenta aprender las enseñanzas de Dios) y Dios es el Creador, es decir, quien te está transmitiendo sus enseñanzas a traves de mi, para llevarte hasta él y poder asi sentir su gran paz.

Pero cuando yo pare de escribir o de hablar y seas tú quien me hable a mi, entonces... yo seré el Espiritu Santo para ti y tu seras el Hijo de Dios para mi, el que me lleva a Dios.
En el momento en el que tu y yo escuchemos a otra persona,... entonces esa persona será para nosotros el Hijo de Dios y nosotros el Espiritu Santo que quien nos habla, es decir, el Hijo de Dios de ese momento, nos atiende en nombre de Dios,gandonos sus enseñanzas, para conducirnos a Dios, a traves de nuestra fe en él, en el Hijo de Dios.
Es decir, que en ese caso, tanto tu como yo tendremos que creer en el que nos habla, es decir, en el Hijo de Dios de ese momento,... para así poder llegar al Padre,... es decir para poder alcanzar el final de nuestras respectivas meditaciones y su consecuente paz.

Un ejemplo claro acerca de todo esto es el de la persona que por si mismo se pone a meditar en la armonia del universo y con ello eleva su espiritu alcanzando una enorme paz personal.
Pero en ese momento llega alguien a él pidiendole ayuda.
El, por miedo a perder su paz, se niega a ayudarle y a causa de ello pierde la paz que habia alcanzado.
El que ha venido a pedirle ayuda era el Hijo (el universo..) que es el mismo que por otro camino le habia transmitido las enseñanzas que habian elevado su espiritu.
Al ponerse en contra del Hijo... el Hijo deja de conducirle al Padre (a la meta y paz de su meditacion personal)

Es decir que por eso Jesus decia:
¨...Amar al projimo...¨,... pues el projimo es tambien el Hijo, y no solo lo soy yo,  y  deben de creer en el projimo, y no solo en mi, para asi poder alcanzar el final y la paz de las propias meditaciones,... es decir,.. alcanzar al Padre.

Por eso Jesucristo no solo decia:
¨Yo soy el Hijo de Dios¨
Sino que decia:
¨El projimo es el Hijo de Dios¨
Y no solo decia :
¨Solo a traves de mi llegais al Padre¨
Sino que decía:
¨A traves del projimo llegais al Padre¨
Y no solo decia:
¨Creed en mi y yo os salvaré¨
Sino que decia:
¨Creed en el projimo, en los demas, y ellos os salvaran¨

Y no solo decia:
¨Ir al projimo, y haced que crea en vosotros que sois los Hijos de Dios (la creacion ante él en ese momento), para poder salvarle con vuestro amor. (Lo cual es el sentimiento redentor de muchas religiones)¨
Sino que decia:
¨Ir al projimo y creed en él, que es el Hijo de Dios  (la creacion ante vosotros en ese momento), para que el projimo os pueda salvar con su amor.

Estas charlas de Jesucristo (y de otros maestros) se tergiversaron para condenarle, acusandole de cosas que él no decia,... como de que él decia que era el unico y exclusivo Hijo de Dios,... cuando no es eso lo que él decía, sino que lo que decia era que cualquier persona que hable o se comunique con otros... solo en ese momento en el que habla es para sus oyentes el Hijo de Dios en quien sus oyentes deben de creer y escuchar para poder guardar la paz personal,... es decir, para poder alcanzar la paz personal de siempre,... para poder llegar al Padre,.. como siempre,... a la paz del Padre,... Ahí.

Es decir que dentro del contexto espiritual, estas son las 3 personas de la Trinidad:

Dios: el Padre de su creación y universo... que es su Hijo.

Hijo de Dios: todo el que habla en un momento dado y por lo tanto en ese momento es el mayor representante del universo (de la creacion) ante sus oyentes. Es decir que es el Hijo.

Espiritu Santo: Es el oyente que en ese momento está escuchando. Es decir que es quien está alli solo para aprender.

Hermano, se tú el Espiritu Santo para mi igual que yo lo soy para ti, se tu el Hijo de Dios para mi igual que yo lo soy para ti.

Es logico que cuando Jesus decia a sus oyentes que amasen al projimo de igual a igual... con ello no les estaba diciendo que fueran al projimo a taparle la boca con una cinta para que no pudiese hablar y para obligarle asi a que les escuchase hasta  convencerle a la fuerza de la propia creencia o religion.

¿Es eso amar al projimo?

Cualquier ser viviente, en cualquier momento dado, puede tener una inspiración que le lleve a desarrollar unos razonamientos profundos o meditacion a traves de la cual comprenda parte del universo en el que estamos y sentir con ello una enorme paz y satisfaccion personal.
Es normal que esa persona que a traves de su meditación personal ha alcanzado un estado de paz (ha alcanzado al Padre),... desee a su vez transmitir esa paz a los demas... al projimo.
Pero tambien es normal que posiblemente el projimo, necesite otro tipo de meditacion para llegar a la paz, y no la meditacion personal que él le ofrece.
Es decir que el projimo necesitará su propia meditacion personal.
Asi que lo mejor que podemos hacer para que el projimo desarrolle su propia meditacion no es es obligarle a adoptar nuestra propia meditación personal... sino ayudarle a que desarrolle su propia meditacion personal.

Y... ¿Cómo se ayuda al projimo para que desarrolle su propia meditación personal?

En primer lugar no obligandole a que adopte nuestra propia meditacion personal, es decir, no obligandole a que solo sea él quien que nos escuche a nosotros, sino escucharle nosotros a él,... preguntarle que qué tal está,... que qué piensa acerca de esta vida y mundo en el que estamos,.. que nos cuente algo acerca de él, de sus pensamientos y meditaciones.

De este modo si que amaremos al projimo de igual a igual, pues no le estaremos obligandole a que escuche nuestras meditaciones sino que estaremos afreciendonos para escuchar las suyas.

Entonces sí,... así sí.

Es decir que el modo de amar al projimo de igual a igual no es ir hacia él con la postura fija del Hijo de Dios (del unico que habla, del unico salvador absoluto, ...) para así asustarle y obligarle a que nos escuche.
Sino que el modo de amar al projimo es ir hacia él con la postura del Espiritu Santo (del que escucha y aprende) para que nos transmita sus meditaciones, tratarle como al Hijo de Dios y seguirle.

Es decir, que llegando a la sintesis cenuitica se puede decir que:

Amar al projimo no es ir a él como el Hijo de Dios y obligarle a ser el Espiritu Santo.

Sino que amar al projimo es ir a él como el Espiritu Santo para escucharle como al Hijo de Dios.

La Trinidad no es algo fijo, absoluto y estatico que cuelga en las bovedas de los templos o en el cielo en forma de triangulo inamovible.

Sino que la Trinidad es algo activo y cotidiano.
El Padre es el Creador, el Espiritu Santo es quien en un momento dado esta escuchando y el Hijo de Dios es quien en un momento dado está hablando.
Es decir, la Trinidad es algo dinamico y continuamente en movimiento.
Por ejemplo, en la reunion de unos amigos el Padre representa a la meta que juntos quieren alcanzar, el Hijo de dios es el que habla y el Espiritu Santo son quienes escuchan.
Pero en esa reunion no solo hay uno que habla todo el tiempo y el resto que escucha.
Sino que el grupo de amigos estan dialogando entre si, es decir, que todos hablan y todos escuchan.
En un momento habla uno y en otro momento habla otro, y despues otro le toma la palabra,.. y otro dice otra cosa, etc.
Alguien puede estar hablando igual 5 minutos, que 5 segundos o una hora,... o puede decir algo en mucho tiempo, o puede decirlo solo en 3 segundos,... y cada vez que en el curso de la conversacion cualquiera diga algo... ese será el Hijo de Dios para el resto... que en ese momento seran el Espiritu Santo.
Pero si en la reunion de amigos aparece de repente un desconocido y se le invita a participar del dialogo, es muy posible que este no conozca el dinamismo de la Trinidad sino que la conozca solo como algo fijo,... y se sorprenderá en el caso de que los amigos esten hablando entre ellos con los terminos de la trinidd dinamica... y que cuando vaya ha hablar alguien todos exclamen algo asi como:
¡Atencion y silencio que ya tenemos a un Hijo de Dios que va a salvarnos con su palabra!
En realidad con esa frase tan solo estaran diciendo que a alguien que se le ha ocurrido algo va a explicarlo a los demas.
Pero dicho en los terminos de la Trinidad dinamica pude sonar raro a oidos del visitante, el cual puede pensar o bien que estan todos locos, o bien que el que habla es realmente el Hijo de dios, el nuevo mesias,... y si cuando el visitante regresa a su hogar se le ocurre escribir acerca de ello, posiblemente escriba algo asi como:
¨... Entonces aparecio el Hijo de Dios a quien todos veneraban y pronunciando unas palabras salvó a la multitud y a mi tambien , pues yo estaba entre ellos...¨
Es decir, que de este modo el visitante habrá detenido, congelado y absolutizado a la Trinidad dinamica,... transformandola en una Trinidad fria, fija, detenida, muerta, crucificada y colgada de la boveda del techo de su creencia personal... para asustar y obligar a que el projimo le escuche a él,... con el unico fin de someterle.

¿A que suena eso?
Ese es el principio de muchas religiones.

Para liberarnos de este erroneo efecto de la Trinidad detenida que cuelga y pesa en nuestro subconsciente colectivo desde milenios... la cenuitica propone encuentros de dialogo natural entre todos, movidos por  la Trinidad dinamica y natural del verdadero amor e igualdad entre todos.

Jesus solo se dirigia a los demas en terminos de decir que él es el Hijo de Dios... cuando estaba ante fariseos o romanos u otros que no le respetasen como ser humano.
Es decir, que solo a esos se dirigia de ese modo, diciendo:

¨... Os contradecis,... pues por una parte decis que amais al Padre tal como lo veis a traves de vuestras creencias,... y por otro lado me marginais a mi que soy parte de la creacion del Padre.
Y como parte de la creación soy el Hijo del Padre, al igual que la creacion es hija del creador, pues es su obra.
Y en este momento que os hablo soy la mayor manifestacion del Hijo del Padre (de la creacion...) ante vosotros.
Y si el Padre me pone en este momento ante vosotros... es porque me debeis de escuchar , pues en este momento soy el unico Hijo de Dios (del Padre) ante vosotros,... y tan solo podeis llegar al Padre a traves de mi,... pues tan solo se llega al Padre a traves de su creación.
Igualmente os aviso de que debeis de atender al projimo y amar a los demas de igual a igual,... pues el projimo , es decir, la persona que esté ante vosotros en cada momento, es el Hijo de Dios, y le debereis de escuchar, amar y creer en él, para poder llegar al Padre a traves de él. Pues él, el projimo, el Hijo de Dios, es el unico que os puede conducir al Padre.
En este momento yo soy vuestro projimo que os habla,... y por eso en este momento yo para vosotros soy el Hijo de Dios que os salva y os conduce al Padre.
Pero fijaros bien en lo que os digo, porque yo no soy el unico Hijo de Dios, cualquier persona que se acerque a vosotros y os hable será para vosotros el Hijo de Dios, que ahora soy yo porque os estoy hablando, pero que dejaré de serlo cuando despues de unos momentos deje de hablar y sea otro el que hable.
Por eso os digo:
Escuchar y amar al projimo como a vosotros mismos, porque el projimo es el Hijo de Dios, y solo podeis llegar a Dios, al Padre, a traves de él, de su Hijo,... es decir, a traves del projimo.

Cuando escucheis, atendais y ameis al projimo de igual a igual... vuestras meditaciones personales acerca del mundo y universo en el que estais alcanzaran su meta y podreis sentir la paz del Padre (del creador...) es decir, que podreis llegar al Padre,... al cual habreis llegado a traves del Hijo,... a traves del projimo y de la escucha y amor igualitario hacia él.

No olvideis que el Padre no solo lo alcanzais despues de muertos cuando vais al cielo,... sino que el Padre es la meta y paz de cada una de vuestras meditaciones personales que desarrollais a lo largo de vuestra vida, cada año, cada mes, cada dia, a cada instante,... y si esas meditaciones, de cada momento pueden alcanzar su meta entonces en cada momento de vuestra vida alcanzareis al Padre, en el final de cada meditacion, y tendreis la paz del Padre, es decir que tendreis paz y os sentireis bien.

Luchar no solo por la paz del Padre de despues de muertos, sino por la paz del Padre de cada momento, que se alcanza al final de las meditaciones que realizais en todo instante,... y que tan solo pueden llegar a su final y a la paz del Padre cuando amais al projimo de igual a igual, es decir cuando amais al Hijo de Dios (al projimo..) igual que el Hijo de Dios os ama a vosotros,... le escucheis y creais en él,... pues solo se llega al Padre a traves del Hijo.

Con todo mi corazón, para que nunca mas se vuelvan a confundir y tergiversar estas palabras de Jesus y de los demás maestros de la antiguedad.


Fernando Ortolá

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Conclusiones y opiniones de los lectores: