viernes, 24 de marzo de 2017

La Tierra es un criadero de estrellas


Gracias Sol por la luz y el calor que nos has dado hoy

Ojo de mi corazón, tu si que eres el Padre, la Verdad y la Vida, bendice a mis hermanos como me has bendecido a mi para que ellos tambien tengan salud y felicidad.

Ayer sentia el sol en mi corazón, en medio de mi pecho, como una gran puerta circular que me transformaba en un total canal de su luz, haciendome desaparecer en su energia eterna presente en todo el universo y en todos.

Fue una experiencia maravillosa en la que yo era él y él era yo,... una experiencia que hoy cada vez mas la podemos sentir todos por igual.

Ayer, habiendo regresado ya de Denia y mientras escribia acerca de mis ultimas visiones que tuve allá sobre el Monte Montgó hice una pausa y con ojos cerrados puse mi cara hacia el Sol cuya luz y calor entraba por una ventana de mi casa.

De pronto volvió a aparecer el ojo con los rayos de luz alrededor que se movían con el desplazamiento del ojo el cual saliendo del foco solar se acercó hacia mi haciendo un zigzag  quebrado, como si de una nave se tratase.
Al llegar a mi altura paso volando por encima de mi cabeza, lado izquierdo y siguio su trayectoria por detras de mi espalda, afuera de mi campo de visión.

Su aspecto era muy similar al tipico Ovni ovalado, y esta visión me hizo volver a pensar en que los ojos que se ven en las visiones al dirigir la cara al Sol con los ojos cerrados son en realidad los mismos Ovnis (Naves) que algunos ven con los ojos abiertos, y otros los vemos con los ojos cerrados y dirigiendo la cara hacia el foco solar.
Aunque tambien los he visto alguna vez con los ojos abiertos, y tambien he visto el ojo con ojos cerrados sin dirigir la cara hacia el Sol, es decir, por ejemplo dentro de casa, por la noche.

Pero al dirigir la cara al foco solar con ojos cerrados aparece mas rapidamente y de un modo mas claro, el ojo, con sus vibrantes, vivos, cambiantes y movibles rayos a su alrededor, dando una gran sensación de que ese ojo y todos los marcados y definidos haces de luz que le rodean son en realidad un ser vivo, que por la dulzura del ojo es un ser lleno de cariño y amor hacia nosotros, como un padre que siempre está ahí presente, mirándonos, observándonos, protegiéndonos, dandonos su calor, su luz, su abrazo... y la vida,... pues hasta la razón puede comprender que sin luz del Sol no habria vida.

Por eso el Sol está tan directamente asociado a nuestro corazón, que es la vida de nuestro cuerpo, y también esta asociado a nuestros ojos, pues estos son el órgano que captan de un modo mas especial, exclusivo e intenso la luz del Sol pues sin esta no se podría ver, y sin embargo por la noche, sin luz, aunque no se vea si que se pueden tocar los objetos, percibir los olores, oir los sonidos, pero no ver, lo cual hace a la vista y a los ojos un sentido y órgano exclusivo del Sol. Por eso el Sol se puede representar por un gran ojo, que activa a todos nuestros ojos, es como el gran Padre Ojo, y a su vez Padre luz,... pues siguiendo las indicaciones del dicho de que ¨Cada cual es aquello en lo que pone su mirada (o atención o concentración), por eso nuestros ojos al captar principalmente la luz del Sol, estan destinados a transformarse en un Sol, y si esto es asi, lo mismo dice que el Sol, antes de ser un Sol, un gran foco de luz, ha sido un ojo que contemplaba esa luz, es decir, un seguidor de la luz, alguien que ponia toda su atención, su concentración, su mirada hacia el Sol, lo cual ha hecho que con el tiempo él mismo se fuese transformando en aquello que veía y seguía, en el Sol, por lo que al mirar al Sol espiritualmente (esencia C, interiormente, con ojos cerrados), vemos a ese ojo de ese ser que antiguamente al seguir y mirar su Sol, se transformó en nuestro Sol, en el cual nosotros tambien nos transformaremos al mirar hacia él con ojos cerrados, interiormente, igual como él tambien le miró para transformarse en nuestro Sol, es decir que nos transformaremos en una estrella, y alumbraremos a nuetro mundo lleno de planetas contenidos de seres vivientes, al igual que el ser de nuestro Sol transformado en Sol hace con nosotros, nos da la luz y la vida, tal como nosotros si seguimos a nuestro Sol internamente haremos cuando igual que él nos trasformemos en la estrella y Sol de nuestro propio sistema planetario.

Toda esta experiencia hace ver que el Sol es el gran Ojo y mirada de nuestro Padre amoroso que nos da la vida, y en quien nos convertiremos si le atendemos con nuestro corazón, internamente, es decir que seremos como él, como es nuestro Padre, seremos una estrella, un Sol, de nuestro propio y particular sistema planetario, igual como lo es él ahora.
Nuestro Sol.
Nuestro Padre hermano Sol.
Pues tal como la cenuitica muestra, actualmente nos hallamos en el gran periodo de la segunda mitad de nuestro presente ciclo evolutivo de 25.776 años de duracion, en el HEN de nuestra evolución, el cual esta regido por la igualdad, a diferencia del pasado HES que estaba regido por la jerarquia.
Por lo que para nosotros el Sol es un padre pero a su vez un hermano, el hermano sol.
Nuestros gestos de atenión hacia el Sol son correspondidos por él, por nuestro gran hermano Padre Sol.

Sigue tu corazón ante el Sol y saludale, por ejemplo, dile buenos dias Sol por la mañana, y buenas noches antes de dormir, él se sentirá agradecido, recibirá tu afecto, lo sentirá, y te responderá de alguna manera y de un modo especial, cada vez que tú tambien te diriges asi a él, tal como me responde a mi, cada vez que me dirijo hacia él de modo consciente, y le saludo, le doy las gracias por la luz  y el calor que nos da cada dia, y le abrazo.

Es algo que resulta, hermano, él esta ahi para darnos a todos mas que su luz externa.
Es un ser paternal y fraternal que nos cuida, ama, proteje y nos responde de un modo especial cuando nos dirigimos hacia él con afecto, amor y calor humano.

Cada dia saludaba al Sol y alzando los brazos hacia él y delante de mi familia le daba las gracias por la luz y el calor de cada dia.

¡Gracias Sol por toda la luz y el calor que nos has dados hoy!

Hasta que uno de esos dias dirigiendo mi cara hacia el Sol con ojos cerrados y en medio del foco solar que se transparentaba a traves de mis parpados aparecio un gran ojo rodeado de visibles rayos de luz y lleno de dulzura y calor humano que me miraba con cariño agradeciendo todo mi afecto hacia él y correspondiendome con su afecto de él hacia mi.

La Tierra es un criadero de estrellas

Somos estrellas en el vientre de nuestra madre y al cuidado del calor de nuestro padre

Nuestra Tierra es un nido de estrellas, que estamos gestandonos dentro del vientre de nuestra mamá Luna y al cuidado de nuestro papá Sol.

De mucho captar la luz del Sol con nuestros ojos y demás sentidos  nos vamos transformando en estrellas, como lo es tambien el Sol, nuestro Padre, el cual con su calor y luz nos va cociendo y preparando hasta hacernos como él es.

Cuando seamos estrellas tendremos cada cual nuestro propio sistema solar lleno de planetas con vida en donde con nuestra luz y calor cuidaremos y criaremos a nuestos hijos que en un futuro tambien seran estrellas.

En ese tiempo podremos ir a visitar a otras hermanas estrellas que como nosotros tambien se hallaran viviendo en sus respectivos sistemas planetarios que alumbraran con sus respectivas familias de planetas y de seres que los habitan.

Como seremos estrellas la luz será nuestro medio de viajar para poder visitar a otras estrellas hermanas lejanas, y nos desplazaremos en pequeños cumulos de luz con los que viajaremos hasta donde viven nuestras hermanas estrellas que tambien en otros cúmulos de luz nos acompañeran a pasear por los planetas de ellas para presentarnos a su familia de seres que alli viven, a sus hijos y futuras estrellas.

Nuestros cúmulos de luz serán como ojos a traves de los que veremos los sistemas planetarios de nuestras hermanas estrellas y a los hijos de ellas que estaran criando y que seran los seres que habiten en los planetas respectivos de cada hermana estrella, que serán a su vez nuevos nidos y criaderos de mas estrellas que seguiran llenando nuestro universo.

Con nuestro cúmulo de luz podremos visitar de un modo especial a todos aquellos seres que habiten en cualquier planeta y que tengan una actitud especial que llame la atencian de la hermana estrella que los cuida la cual lo comunicará a sus hermanas estrellas, a nosotros, como anecdota curiosa, y cuando vayamos a visitarle nos acompañará para que veamos a ese ser o seres especiales que viven en ese especifico planeta de ese estrella hermana que nos invita para que les veamos.

Entonces esos seres de actitud especial y habitantes de ese planeta especifico es posible que nos vean en forma de cúmulos de luz que vuelan por el cielo de donde ellos viven, y es posible que al no saber lo que somos nos llamen Ovnis (Objetos Volantes no Identificados).
En ese caso transmitiremos un mensaje profundo a esos seres que nos vean, para elevar sus consciencias y que sepan quienes son ellos mismos, y lo que hacen alli, que son nuestros hijos, hijos de las estrellas, y que están gestándose a través de su respectiva madre estrella que les cuida a traves del respectivo satelite (Luna) situado junto al planeta en donde viven y a traves de la guia paterna de la propia luz y calor del Sol... (la estrella)

Ellos podran comunicar estas cosas a sus semejantes para que tambien sepan quienes son y se alegren al saber que el planeta en donde viven es un criadero de estrellas, y que cada uno de ellos en el futuro será una estrella.

De ese modo tambien sabran que esas luces que ven en el cielo a las que llaman Ovnis son la luz de su propia familia que vive en el cielo, la luz de las estrellas que viene a visitarles acompañados de la luz de su hermana la estrella Sol que las invita a su mundo para que nos vean a nosotros, a sus hijos que ella cuida con amor, para que algun día sean como ella: una estrella.

El sistema solar es una flor y nosotros somos sus semillas

Es Obvio que si dentro de una flor están las semillas de las que despues nacerá otra flor de cada una de ellas, entonces nosotros, los seres vivos del planeta Tierra debemos de ser las semillas de la flor que representa el Sol y su sistema planetario.

Pues asi es la naturaleza.

Estamos en la Tierra porque posiblemente esta sea una estrella vieja y por lo tanto en ella se halla la semilla, que somos nosotros, los humanos, las futuras flores o estrellas.

Aunque tambien se puede decir que si en la Tierra ha florecido la vida es porque la Tierra es la flor del sistema Solar el cual es comparable a la planta, arbol o arbusto.

Asi que cuando esa flor que es la Tierra se seque, entonces sus semillas, que somos nosotros,los seres humanos, formaremos otras plantas, es decir otras estrellas con sus respectivos sistemas planetarios, con planetas que seran los tallos, hojas y flores de esa planta asociada a un sistema solar.

Es decir, que los seres humanos nos hallamos en la flor de una estrella que es la estrella Sol y su flor es la Tierra en la cual ha florecido la vida que somos nosotros los seres humanos, por lo que nosotros, los seres humanos somos las semillas de la flor de la Tierra, y cuando está se seque ,nosotros, las semillas, seremos trasladados por el viento universal y abejas cosmicas (los grises y similares) a otro lugar del universo en donde con una consciencia mas alta creceremos y nos transformaremos en nuevas estrellas, o plantas luminicas del universo, llenas de flores, y de nuevos frutos, y nuevas semillas, y asi sucesivamente,... vamos poblando el universo de nuestra presencia, de estrellas.

Esos seres de ojos grandes que en antiguos grabados americanos y sumerios se ven tomando el fruto de un arbol son las abejas del universo (los grises y similares) los recolectores de la vida humana que llevan la semilla de las estrellas (de la vida humana) de un lugar a otro del universo para que este tenga luz y vida: estrellas.

En la dimension en las que vive la entidad viviente y humana de las estrellas (una mas alta que nosotros, la quinta) ellas tienen alta tecnologia y fabrican robots y androides biologicos que nos atienden, y entre estos estan tambien muchos con el aspecto de los grises, las abejas cosmicas, aunque muchos de estos son creados simplemente por la naturaleza del universo, llevada por los seres de dos dimensiones por encima de la muestra, al igual que las abejas del campo de nuestro planeta recolectan las semillas de las flores, y son llevadas por los seres de una dimension mas alta que la nuestra, las estrellas, nuestros padres estelares, Mamá Luna y Papá Sol, que nos cuidan y protegen cada dia con su luz y calor.

El sonrisa de un sauce llorón

 Caminando por Amsterdam he visto al lado de un canal un sauce llorón que descansaba muy sereno sobre su porción de tierra junto al agua.

Siguiendo mi corazón he salido de la acera para entrar en su verde recinto de ramas colgantes  que  iluminadas por la luz solar se mecian con la brisa como brazos que me invitaban a pasar a su hogar

Desde alli, de pie e inmovil, he cerrado los ojos y dirigido mi cara hacia el foco solar cuya tenue luz del atardecer llegaba a mi entre las hojas del árbol. He vuelto a ver el ojo del Sol que esta vez se veia pequeño y que parecia realizar una gran accion. con pequeños movimientos, como si estuviese muy ocupado.
Depues haciendo espirales y desde la lejania se acercó a mi para saludarme y regresó de nuevo a donde estaba antes, en la parte derecha en la cual daba pequeñas vueltas, muy activo y ocupado.

Sin  embargo al verme mirarle ha venido a saludarme un momento, aun estando muy ocupado.

Mas tarde caminando por otra calle y ya de regreso a casa he visto el Sol cerca de su puesta.
Estaba todo el tiempo justo enfrente de mi durante un camino recto de unos 150 metros, por el que he caminado un buen rato con el Sol a la altura de mis ojos, mirandole de frente.
Toda una experiencia.
El Sol no era tan fuerte como para no poder mirarle directamente.
De vez en cuando, sin parar de caminar cerraba los ojos durante pequeños instantes y veia el ojo bien solido y marcado, con el iris oscuro en su centro.

Como si el ojo del Sol en ese momento, quieto y estatico, me dijese que ya habia realizado su trabajo para la zona que estaba alumbrando y ya se dispusiera a salir poniendose detras del horizonte, para dar paso a la noche aquí, y el dia en otro lugar de la Tierra en el que continuará trabajando.

El Sol no está pasivo sino que es un incansable trabajador

El Sol no está sentado pasivamente en un trono de rey como muchos piensan sino que es un trabajador incansable, además de Padre nuestro.
Lo de rey pasivo solar es un mito que los humanos jerarcas inventan para someter a sus semejantes.

El Sol me mostraba que aunque le veamos alli en el cielo inerte sin embargo él no esta en actitud meditativa y pasiva, sino que esta en continuo e intenso trabajo, protegiendonos, cuidandonos, observandolo todo y lanzando sus rayos a un lado y a otro, como brazos y manos que nos ayudan a vencer los contratiempos que se nos puedan presentar.
He visto a esos rayos de Sol que rodean el Ojo y que estan continuamente activos, atentiendo a quien el Sol ve que necesita ayuda.
El trabajo del Sol es continuo, y siempre ayudando a todos los seres que baña con su luz, a los cuales ve, observa, vigila y atiende continuamente, momento tras momento, segundo tras segundo, instante tras instante.

Hay antiguos grabados que representan los rayos del Sol como brazos que nos ayudan, tal como yo los veo también en torno al ojo.

Tambien he visto un dibujo prehistorico de una persona que arriba en vez de cabeza tiene un ojo. Esa es la clara representacion del gran ojo del Sol.
Y mas que una persona con un ojo arriba, representa al Ojo del Sol con cuerpo humano, indicando que el Ojo del Sol es un ser como nosotros, un semejante, pero de evolucion mayor, de una dimension mas alta a la nuestra.

Tal vez yo tambien lo representaria asi en uno de mis dibujos del ojo que veo: un ojo que representa a un ser humano, que tiene un cuerpo humano como el nuestro, con dos brazos y dos piernas y que es como un gran padre para nosotros, que nos cuida y vigila, tal como un ojo indica, y que nos protege tal como tambien indica el cuerpo del ojo pintado abajo de este.

Las estrellas son pequeños ojos en el cielo, que nos miran.
Pues si el Sol es un ojo, y el Sol es una estrella, entonces es logico que todas las estrellas son ojos que al verse desde lejos para nosotros son ojitos,

Y si el Ojo del Sol indica que este es un ser humano, ya que el ojo es humano, entonces las estrellas al ser ojos humanos tambien son seres humanos igual que el Sol.

Lo cual vuelve a indicar que somos hijos de las estrellas, pero con ello no indico que seamos hijos de extraterrestres que viven entre las estrellas lejanas, sino que somos literalmente hijos de las estrellas mismas, y que cuando salgamos del vientre de nuestra madre estrella y Luna en el que nos hallamos, seremos tambien una estrella y esteremos en una dimension mas alta a la nuestra, en la cual desde una dimension mas baja nos veran como estrellas en su cielo, pero en esa dimension mas alta nosotros nos veremos como personas de carne y hueso, tal como somos ahora, pero viviendo en otro planeta y mundo que será como el nuestro, con rios , montañas, mares, vegetacion etc. pero de una dimension mas alta, con nuevas cualidades que nosotros tambien tendremos, como la de hablar telepaticamente, levitar, etc. ...Y mientras desde las dimensiones mas bajas nos seguiran viendo como las estrellas del cielo del mundo en el que viven los seres que los habitan en esas dimensiones mas bajas que la nuestra... seremos los ojos que les miran, vigilan y protegen, que dirigen sus actos, igual como las estrellas de nuestro cielo nos vigilan, protegen y dirigen nuestros actos.

 La astrologia con sus estudios estadisticos puede corroborar que los astros nos afectan, ante lo cual la cenuítica añade que nosotros con nuestros actos tambien afectamos a los astros.


Fernando Ortolá

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Conclusiones y opiniones de los lectores: